miércoles, 28 de marzo de 2018

Sudáfrica: Estado Libre y Zululandia.

No había visto muchos grandes mamíferos en Sudáfrica; babuínos, tres ñúes despistados, damaliscos y alguna jirafa lejana. Poco más. Pero al llegar a Vryheid busco lugar donde acampar y descansar un día. En la oficina de información telefonéan a un lugar para comprobar si aceptan campistas y voy para allá. Al llegar está cerrado pero entro cuando llega un trabajador. Nadie en recepción, una limpiadora llama al jefe y éste se presenta muy serio, no sabe nada de la llamada ni por donde he pasado a su propiedad, protegida con una valla electrificada. Dadas las explicaciones y quizás por su frío recibimiento, manda a su hijo me lleve de "safari" gratis por la reserva.
-Esto es Sudáfrica... -se justifica por la desconfianza inicial.
.
Primeras pedaladas por la provincia de Estado Libre.
.
 Clarens.
.
 Centro urbano de Clarens.
.
 .
 Camino de Phuthaditjhaba.
.
Dejando atrás el parque nacional Golden Gate.
.
.
 Al fondo el Anfiteatro de la cordillera de los Drakensberg, parque nacional Royal Natal, en la provincia de Kwazulu Natal.
.
 .
.
Viviendas zulúes.
.
Rain like in Spain. Aunque España no sea el mejor ejemplo de lluvia, es la que rima. Sea como sea, pero me quedo sin ver los Drakensberg centrales después de desviarme 70 km para cotemplar sus picos.
.
Las nubes prometen, los molinos provéen.
 .
Espectáculo en las calles de Dundee.
.
Reserva de Mpofini Game.
Me gustan las cebras, borricos a rayas que al rebuznar parece se ríen.
.
.
.
Vryheid.
.
.
.
Niños acarreando agua en Lowsburg. 
.
Y con la suerte de ver otros pocos animales me despido de la agridulce Sudáfrica.
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario