miércoles, 26 de febrero de 2014

Chile: camino de Santiago.

La próxima meta en mi recorrido la fijo en Santiago de Chile. Cruzo los Andes por el mismo paso que en mi camino hacia el sur, por el puerto Cardenal Samoré, y enfilo ahora rumbo norte.
.

Paso por segunda vez por Entre Lagos, pero en esta ocasión una lluvia interminable no me deja acampar junto al lago, tengo que buscar hospedaje. Esta es la cocina.
.

Las casas de Río Bueno.
.

Valdivia: el puerto fluvial.
.

Aunque Valdivia no está en la costa, debido a su cercanía hasta aquí llegan siguiendo el río los lobos marinos.
.

Mucha gente por las calles de la ciudad.
.

El mote con huesillo, refresco chileno.
.

Ríos y terrenos pantanosos rodean a Valdivia, es la nueva región llamada los Ríos.
.

Un kiosco en las calles de Temuco, capital de la Araucanía. Desde esta ciudad a Valparaíso, a 850 km, no os pongo imágenes, un virus en el cíber me borró todas las fotos.
.
Valparaíso:


"Mi casa" en la ciudad. Otra vez el océano Pacífico, 10.000 km de pedaleo.
.

Calle arriba.
.

Algunos edificios decorados por auténticos artirtas.
.

Y según subes consigues mejores vistas.
.

El puerto, el más importante de Chile.
.

En las plazas los niños pueden jugar a conducir.
.

Colinas y colinas con casas de colores.
.

.

Los productos salen a la calle.
.

El mercado principal.
.

Cuidado con lo que compras, no te lleves gato por liebre.
.

La noche del viernes me lo dicen: el domingo se celebra el Valbajando. ¡Maldita sea! y yo ya he reservado alojamiento en Santiago.
.
Y unas de Santiago:


La gran ciudad.
.

Y en Santiago de Chile, en la plaza de Armas, me siento engañado: toda su explanada central está vallada. Como si te sirven la sopa sosa y fría. Llevaba un mes soñando con esta plaza.
.

El interior de la catedral.
.

El palacio de la Moneda.
.

Por el centro de Santiago, como aquí en el museo de Bellas Artes, "estudiantes" de medicina (con más de 40 años) buscan turistas para solicitar una colaboración para sus gastos en la facultad. Si al menos se hubiesen pasado por Khao San...
.

Al atardecer, el centro es un hormiguero de gente.
.

Y si a mediodía hace calor para eso están las fuentes.
.

Una foto con Valdivia.
.

También encuentras modernos centros comerciales.
.

O casas decoradas así.
.

Puente que cruza a la Vega y el mercado principal.
.


Y más tiendas. 
.


Zapatos limpios se ven mejor.
.

Pasando la tarde en la calle.
.

Concierto gratuito en la plaza de la Constitución.
.

Y en el café literario Bustamante.
.

En el distrito de los rascacielos se alza el Centro Costanera, de 300 m de altura.
Y Argentina me espera de nuevo al otro lado de los Andes.
.

martes, 11 de febrero de 2014

Argentina: el Chubut y Río Negro.

Cuando a la noche llueve en la ciudad de Ushuaia (algo habitual), nieva en las montañas que la guardan, y entonces el viento sopla frío en el canal de Beagle. Verano en Tierra del Fuego.
En Comodoro Rivadavia, 1500 km al norte, comienza una nueva etapa del viaje rumbo norte, antes de que el otoño llegue al sur. Aquí la gente está bañándose en la playa, mas tres días después en el páramo del oeste, las temperaturas bajan 25º C.
.

En Comodoro Rivadavia, capital de la provincia del Chubut.
.

Un santuario del Gauchito Gil, venerado desde Misiones a la Tierra del Fuego.
.

Un edificio abandonado en medio de la ruta me sirve de refugio contra el vendaval. Al amanecer, calma.
.

Este es el paisaje por en el Chubut central.
.

Pero no creais que me aburro en el páramo, este paisaje también tiene su atractivo, y de cuando en cuando guanacos y ñandúes me alegran el pedaleo.
.

Los Andes aparecen de nuevo en el horizonte. Si se uniesen los km de alambre que vallan la Patagonia se podrían dar varias vueltas al mundo.
.

Al llegar a las montañas, aparecen de nuevo los bosques, ríos y lagos.
.

Los árboles crecen altos en el parque nacional de Los Alerces.
.

El Bolsón, en la provincia de Río Negro.
.

Salida de El Blosón por la ruta 40. Pedalear sus 5.000 km desde la Quiaca a Ushuaia es el reto de muchos ciclistas viajeros.
.

Región de lagos.
.

El secreto de viajar por mucho tiempo está en ahorrarse el alojamiento, que puede llegar a sobrepasar el 80 % del presupuesto.
.

San Carlos de Bariloche. Si no estás habituado a tomar mate, se hace difícil disfrutar de su amargo sabor.
.

Al norte de Bariloche me cruzo con Salva. ¿Qué no sabéis quien es? Pues viene a ser como un Ronaldo o Messi en cuanto a viajes en bicicleta. Podéis seguirle en http://unviajedecuento.weebly.com/
.